X CONGRESO INTERNACIONAL MPS 2014 (Madrid)

 

 

logo_MPS

La Asociación de las Mucopolisacaridosis y Síndromes Relacionados (MPS España), organiza el 3 y 4 de octubre en Madrid su X Congreso Internacional Científico-Familiar MPS España con el objetivo de presentar los últimos avances en el manejo de estos trastornos metabólicos hereditarios caracterizados por la carencia o deficiencia de los glicosaminoglicanos, enzimas responsables de la degradación de los mucopolisacáridos.

SEDE DEL X CONGRESO INTERNACIONAL MPS 2014:

Rafaelhoteles Madrid Norte

Avda. de Barajas, 22. Parque Empresarial Omega (A-1, salida 17)

28108 Madrid

 

x_congreso_mps_programa_imaAGENDA

 VIERNES 3

21.30h Cena de Bienvenida de familias y comité de

Asesoramiento Médico y Científico

SÁBADO 4

8.30h ENTREGA DE DOCUMENTACIÓN Y ACREDITACIONES

9.30h PRESENTACIÓN Y APERTURA

Moderador: Dr. Josep Torrent i Farnell, Director de la

Fundació Doctor Robert y representante de España en el

Comité de Medicamentos Huérfanos de la Agencia

Europea de Medicamentos (EMA)

Autoridades asistentes al acto

Manuel Martínez El Peral, Vicepresidente del Colegio Oficial de Farmacéuticos de Madrid

Dr. Manuel Posada, Director del Inst. de Investigación de Enfermedades Raras. Instituto de Salud Carlos III. Madrid

Juan Carrión, Presidente de Feder

Jordi Cruz, Presidente de MPS España

 

10.00h. CONFERENCIA

“Enfoques actuales en el tratamiento de las MPS”

Dr. Gregory Pastores.

Consultant, Adult Metabolic Service Department of Medicine. National Centre for Inherited Metabolic Disorder. Ireland

 

10.30h. CONFERENCIA

“Terapias en investigación en Síndromes Relacionados”

Dr. Timothy Cox,

Department of Medicine University of cambridge, United Kigdom

 

11.00h PAUSA CAFÉ

 

11.30h CONFERENCIA

“Terapia Génica para MPS III-B, o Síndrome de Sanfilippo B “.

Dra. Fátima Bosch

Catedrática de la UAB y Directora del CBATEG (Centro de Biotecnologia Animal y Terapia Génica) Bellaterra, Barcelona

 

12.00h CONFERENCIA

“Desarrollo de una nueva generación de chaperonas farmacológicas para el tratamiento de Gangliosidosis GM1 y Morquio B”

Dr. Marc Martinell

Director General y cofundador de Mynorix Therapeutics. Mataró. Barcelona

 

12.20h CONFERENCIA

“ Necesidad de la Terapia Enzimática Intrathecal en MPS II o Síndrome de Hunter”

Dr. Luis González Gutierrez-Solana.

Adjunto y Coordinador de la Sección de Neuropediatria del Hospital Niño Jesús. Coordinador Unidad Multidisciplinar de MPS y Enferm.Neurodegenerativas. Hospital Niño Jesús. Madrid

 

12.40h CONFERENCIA

“Tratamiento Intrathecal en MPS III-A o Síndrome de Sanfilippo A”

Dra. Mireia del Toro.

Servicio de Neuropediatria del Hospital Vall d´Hebrón, Barcelona.

 

13.00h. MESA DE DEBATE

“Resuelve tus dudas con el experto 1ª parte”

 

13.40h PAUSA ALMUERZO BUFFET

 

15.40h CONFERENCIA

“Avances en MPS IV-A o Síndrome de Morquio A”

Dra. Mª Luz Couce Pico

Unidad de Diagnóstico y Tratamiento de Enferm. Metabólicas Congénitas. Hospital Clínico Univ. de Santiago, Santiago de Compostela

 

16.00h CONFERENCIA

“Ensayo Terapia Sustitución Enzimática en MPS IIIB o Síndrome de Sanfilippo B”

Dra. Mª del Mar O´Callaghan

Servicio de Neuropediatria del Hospital Sant Joan de Déu de Barcelona

 

16.20h CONFERENCIA

“Proyecto FIND. Estrategia para el diagnóstico precoz

de las MPS”

Dr. Cristobal Colón Mejeras.

Unidad de Diagnóstico y Tratamiento de Enfermedades Metabólicas Congénitas del Metabolismo. Depart. de Pediatria. Complexo Hospitalario Univ.de Santiago de Compostela. Xerencia de Gestión Santiago de Compostela

16.40h CONFERENCIA

“Guía de Fisioterapia para las MPS”

Alba Jiménez Angulo.

Fisioterapeuta Colaboradora de MPS en el tratamiento domiciliario. Madrid

17.00h CONFERENCIA

¿Quién me ayuda? El cuidador familiar en enfermedades poco frecuentes

Alba Ancochea.

Licenciada en Psicología y Diplomada en Educación Especial. Subdirección Federación Española Enfermedades Raras

 

17.20h MESA DE DEBATE

“resuelve tus dudas con el experto 2ª Parte”

 

18.00h SESIÓN ESPECIAL INFORMATIVA MPS III o Síndrome de Sanfilippo

Modera: Dra. Mercedes Pineda. Neuropediatra de la Fundació Sant Joan de Déu y Clínica Quirón Teknon, Barcelona

  • “Developing gene therapies for rare diseases – a global approach to treating sanfilippo syndrome”.

Thimothy J.Miller. Abeona Therapeutics

  • “Lysogene gene therapy: current status and future development programme”
  • Samantha Parker. Lysogene´sChief Patient Access/Public Affairs Officer

 

20.30h “Cena de Gala MPS

Rifa benéfica pro MPS con sorteo de regalos

Amenización de la velada

Anuncio_2014_1

Proyecto Find

La asociación de pacientes MPS España inicia el “Proyecto Find. La importancia de un diagnóstico precoz” para diagnosticar a todos los pacientes afectados por alguna MPS en España.
Madrid, 27 de mayo de 2014.- Nota de prensa.
Las mucopolisacaridosis (MPS) son un grupo de siete enfermedades raras que, en su conjunto, se estima que afectan a 1/22.500 individuos.
En la mayoría de los casos, los síntomas no suelen ser aparentes en el momento del nacimiento y, cuando estos comienzan a hacerse visibles, son susceptibles de ser confundidos con un desarrollo normal del niño. Es decir, que son enfermedades que a simple vista no son fáciles de diagnosticar si no se tiene en cuenta el conjunto de los síntomas en su globalidad, pero en las que el diagnóstico precoz es vital para frenar la progresión de la enfermedad.

Con el objetivo de facilitar el diagnóstico de estas patologías entre los especialistas, principalmente pediatras, la asociación MPS España con el aval de la Federación Española de Enfermedades Raras (FEDER) y la colaboración del Hospital Clínico Universitario de Santiago de Compostela está desarrollando el “Proyecto Find”.

Esta iniciativa consiste en ayudar a los profesionales a identificar a tiempo una MPS.

Para ello, se facilitará una dirección de correo electrónico donde se podrá solicitar gratuitamente un “kit de diagnóstico” que contiene una ficha y las instrucciones para la obtención de muestras de sangre y orina, que serán enviada al Laboratorio del Complexo Hospitalario Universitario de Santiago de Compostela, donde se realizarán las pruebas diagnósticas necesarias para conocer si la persona padece alguna MPS e identificar cuál de todas ellas es.
image
Jordi Cruz, presidente de MPS España, asegura que “este tipo de iniciativas nos permite llegar a los profesionales sanitarios, especialmente a los pediatras. De esta manera, dispondrán de una herramienta que les ayudará en la identificación de los principales signos y síntomas de estas patologías para lograr así un diagnóstico certero y temprano.

En definitiva, es fundamental un análisis precoz de las MPS para conseguir un tratamiento adecuado a tiempo, evitar futuras complicaciones y, en definitiva, mejorar la calidad de vida de los afectados por estas dolencias”.

Inicialmente el diagnóstico clínico de MPS se confirmaba con el análisis cuantitativo de los glucosaminoglicanos ó GAGs (sustancias que se acumulan en las células de los afectados debido al mal funcionamiento de una enzima) en la orina del paciente, pero como no permitía diferenciar los distintos subgrupos dentro de cada enfermedad, se desarrollaron tests más rápidos con gota (de sangre), que están sujetos a la aparición de falsos negativos y falsos positivos.

Por ello, actualmente, se realiza un test enzimático con el que se consigue un diagnóstico definitivo y específico de cada forma de MPS.

Concretamente, las MPSs son un grupo de enfermedades de depósito lisosomal, originadas por errores innatos del metabolismo de los glucosaminoglicanos, también llamados mucopolisacáridos, provocadas por una acumulación progresiva de estas moléculas en los lisosomas de las células y que también se eliminan en grandes cantidades por la orina. Estas acumulaciones son causadas por la deficiencia de las enzimas lisosomales que los degradan, y provocan el mal funcionamiento de los distintos órganos en las que se encuentran. Por ello, sus manifestaciones clínicas suelen ser multisistémicas, es decir, que los síntomas pueden aparecer en varios órganos y sistemas.

Estas patologías frecuentemente afectan al sistema nervioso, provocando retraso psicomotor, deterioro cognitivo y trastornos del comportamiento; al sistema músculo-esquelético con disostosis múltiple (anomalías esqueléticas), contracturas, síndrome del túnel carpiano o/y cifoescoliosis (curvatura anormal de la columna vertebral); otorrinolaringología (catarros y otitis de repetición, hipoacusia, síndrome de apnea obstructiva del sueño); ojos (opacidad corneal, retinopatía); corazón (valvulopatía, miocardiopatía); tejido conectivo (hernias) y rasgos faciales (rasgos toscos) y provocan visceromegalias (aumento de tamaño de los órganos.).

En definitiva, una serie de síntomas que no aparecen de forma homogénea en todos los pacientes y se muestran en diferentes grados de afectación. Por esto, a través de todos los materiales creados para Proyecto Find y que se distribuirán entre los profesionales sanitarios, la asociación MPS España pone acento en ellos para que en el caso de sospecha soliciten la realización del análisis de confirmación.

En definitiva, con el Proyecto Find, se pretende encontrar, como su nombre indica, a aquellas personas que pueden estar afectadas por alguna MPS y que no han sido diagnosticadas, y por lo tanto, tampoco tratadas.

 

Acerca de la Asociación de las Mucopolisacaridosis y Síndromes relacionados (MPS)

10 AÑOS MPS ESPAÑALa Asociación de las MPSs es una entidad declarada de utilidad pública y sin ánimo de lucro que nace en mayo del 2005 fruto de la Asociación Sanfilippo España en 2003, con el fin de asesorar, apoyar e informar a las familias de afectados por este grupo de enfermedades minoritarias.

Formada por un comité científico, asesores médicos, afectados y familiares, sus objetivos son fomentar la investigación científica sobre las causas, desarrollo y terapias para las mucopolisacaridosis y síndromes relacionados; promocionar seminarios, conferencias y actos públicos para favorecer el intercambio de conocimiento científico y divulgación de las enfermedades minoritarias; además de impulsar, en la medida de lo posible, actuaciones de carácter preventivo.

 

http://www.enfermedadesraras-shire.com/expertos-en-mps-reclaman-un-diagnostico-precoz-y-un-abordaje-multidisciplinar-en-el-tratamiento/

La Fisioterapia ayuda a mejorar la calidad de vida en pacientes MPS.

image

De acuerdo con la Federación Española de Enfermedades Raras (FEDER), el 65% de las enfermedades raras son graves e incapacitantes y la mayoría de ellas tienen las siguientes características:

Comienzo precoz (2 de cada 3 casos aparecen antes de los 2 años).
50% de los casos desarrolla déficit motor, sensorial o intelectual lo que origina discapacidad de autonomía en 1 de cada 3 casos.
En casi la mitad de los casos el pronóstico está en juego pues a las enfermedades raras se les puede atribuir el 35% de las muertes antes de 1 año, el 10% entre 1 y 5 años y el 12% entre los 5 y 15 años.
La rehabilitación consiste en realizar ejercicios que ayuden a los pacientes a mejorar, entre otras cosas, su desarrollo. Se deben de realizar trabajos de estiramiento y fortalecimiento muscular para prevenir deformidades en las articulaciones, mejorar la postura y los movimientos del cuerpo.

Al mismo tiempo, trabajar a través de ejercicios de respiración para prevenir complicaciones pulmonares.

Especialistas recomiendan que la fisioterapia se practique de manera diaria, a fin de que se mantengan los movimientos del cuerpo y a su vez, se pueda prevenir el acortamiento de músculos de los pacientes con este tipo de enfermedades.

Para que la terapia física sea exitosa, los pacientes con estas enfermedades, necesitan apoyo por parte de sus familiares, ya que su colaboración es de suma importancia para obtener mejores resultados tanto a nivel físico, como a nivel emocional, pues sin duda, el paciente responderá mejor a sus terapias.

Además, todas las actividades físicas que los pacientes realicen, como jugar, caminar, o diversas acciones de su vida diaria, funcionan y se pueden aprovechar a manera de rehabilitación.

Si bien no se conocen lo suficiente las enfermedades lisosomales, también es cierto que no se tienen muchas alternativas de tratamiento como las terapias físicas y opciones de clínicas de rehabilitación.

El dar fisioterapia a estos pacientes no es un trabajo sencillo, por lo que es necesario que los médicos que los atienden, turnen a los especialistas adecuados para aplicarles estas terapias. Al mismo tiempo, que les brinden información y orientación para la mejora de su calidad de vida y el desarrollo de los pacientes, así como les dan la oportunidad de llevar una vida más saludable.

En este trabajo se resumen las características fundamentales de las enfermedades por depósito lisosómico más frecuentes y con manifestaciones musculoesqueléticas, de forma que el reumatólogo pueda familiarizarse con las manifestaciones clínicas y realizar un diagnóstico y tratamiento tempranos.


MPS I (HURLER – SCHEIE)
Las manifestaciones reumatológicas de los pacientes con MPS I son la disostosis múltiple, el síndrome del túnel carpiano y las contracturas articulares.

La disostosis múltiple es común a todas las MPS y se caracteriza por la presencia de múltiples alteraciones en el esqueleto axial y periférico.

En la columna los pacientes presentan alteración en el desarrollo de la porción anterosuperior de los cuerpos vertebrales con cifosis (típica giba). Los cuerpos vertebrales tienen un aspecto oval con disminución de la altura.  Se observa también subluxación vertebral y cifoescoliosis.  Es frecuente la coxa valga con dislocación de la cadera y displasia de la cabeza femoral.  Se observa ensanchamiento de la parte anterior de la cortical y la porción medial de la clavícula. En los huesos tubulares largos se aprecia expansión diafisaria y metafisaria con retardo en la osificación epifisaria.  En las manos se aprecia osteopenia, hipoplasia del carpo y deformidad de la porción anterior del cúbito y del radio, las falanges proximales y medias son anchas y están acortadas, y las falanges terminales y los huesos del carpo son hipoplásicos.
La infiltración de mucopolisacáridos en tendones, en ligamentos y en la cápsula articular ocasiona contracturas articulares simétricas en hombros, codos, manos, caderas y rodillas, con dolor articular y limitación funcional progresiva.image

Los pacientes desarrollan rigidez articular con contracturas articulares progresivas con dolor.  Las contracturas en las manos, junto con las alteraciones propias de la disostosis múltiple, dan lugar a la típica mano en garra de estos pacientes
Cuando existe un síndrome del túnel carpiano, los pacientes no tienen dolor o alteraciones sensitivas hasta que la lesión del nervio está muy evolucionada. Sin embargo, son muy frecuentes la atrofia de la eminencia tenar y la pérdida de fuerza.

El síndrome de túnel carpiano es raro en niños, si bien es muy frecuente en la MPS.
El trasplante de médula ósea se ha usado con éxito en el tratamiento de la MPS I, aunque en el momento actual el tratamiento consiste en la administración de laronidasa (Aldurazyme®), que reduce la hepatoesplenomegalia a la vez que mejora la movilidad articular y la función cardíaca.

MPS II (HUNTER)
Las características clínicas son similares al Hurler: facies tosca, hepatoesplenomegalia, retraso mental, disostosis ósea, cardiopatía y sordera, si bien no presentan opacidad corneal y el comienzo es más tardío, con supervivencia hasta la segunda y la tercera décadas de la vida. Algunos pacientes presentan típicas lesiones nacaradas en la espalda, en los brazos y en los muslos. Existen formas leves con características parecidas a la enfermedad de Scheie.

MPS III (SANFILIPPO)
La MPS III (enfermedad de Sanfilippo) de debe al déficit de varias enzimas implicadas en la degradación del sulfato de heparano que permiten clasificar a los pacientes en 4 formas (A, B, C y D) similares desde el punto de vista clínico, si bien la forma A es la más grave. Las manifestaciones clínicas comienzan en la primera década de la vida con retraso mental progresivo y grave, hepatoesplenomegalia, típico aspecto facial y contracturas articulares. Los hallazgos físicos son menos marcados que en la enfermedad de Hurler. Las alteraciones óseas por disostosis múltiple son leves o moderadas. Algunos pacientes viven hasta la edad adulta.

MPS IV (MORQUIO)
El aspecto más característico de la enfermedad de Morquio es el desarrollo de enfermedad ósea grave sin retraso mental10. Generalmente presentan facies tosca, hepatoesplenomegalia, enfermedad valvular cardíaca y opacidad corneal. Los pacientes desarrollan acortamiento de la estatura, disostosis múltiple con displasia espondiloepifisaria y platispondilia, marcada hiperlordosis lumbar y laxitud articular, así como coxa valga con displasia de la cabeza femoral. La laxitud articular es un aspecto típico de la enfermedad de Morquio, a diferencia de las contracturas articulares que se presentan en otras MPS. Es típica la deformidad en genu valgum y contractura en flexión. La hipoplasia de la apófisis odontoides puede ocasionar subluxación C1-C2 y es una característica típica de la enfermedad de Morquio

MPS VI (MAROTEAUX-LAMY)
El déficit de arilsulfatasa ß da lugar a la MPS VI (enfermedad de Maroteaux-Lamy), en la que se acumula sulfato de dermatano. Los pacientes no tienen retraso mental, pero presentan facies tosca, hepatoesplenomegalia, opacidad corneal y disostosis múltiple. Los pacientes adolescentes o adultos pueden presentar una miocardiopatía grave o una enfermedad valvular. Pueden desarrollar estenosis del canal cervical.

MPS VII (ENFERMEDAD DE SLY)
Los pacientes con MPS VII se caracterizan por la acumulación de sulfato de heparano, condroitín-4-sulfato y condroitín-6-sulfato. Las manifestaciones clínicas son similares a las de la MPS I (Hurler), con importantes alteraciones óseas, facies típica y visceromegalia. Las formas moderadas comienzan tardíamente y pueden no tener retraso mental.

imageOTRAS ENFERMEDADES POR DEPÓSITO LISOSÓMICO

Debemos conocer también qué otras enfermedades por acumulación lisosómica, aunque más infrecuentes, pueden presentar manifestaciones reumatológicas. Es recomendable conocer alguno de sus aspectos, puesto que tienen características comunes (en algunos casos son muy similares) con las mucopolisacaridosis, especialmente con el tipo I (Hurler) y II (Hunter).

En el grupo de las glucoproteinosis están la fucosidosis y la manosidosis. La fucosidosis de debe a la deficiencia de la enzima *-fucosidasa. Los tipos I y II comienzan en los primeros años de vida con deterioro neurológico y muerte temprana. El tipo III comienza tardíamente. Los pacientes presentan alteraciones de disostosis múltiple. La manosidosis se debe a una deficiencia de la *-D-manosidasa, y presenta 2 formas clínicas. La forma infantil se asocia con retraso mental y graves alteraciones óseas, y la forma juvenil cursa con cambios moderados de disostosis múltiple.

Las mucolipidosis (la I y la II) son enfermedades que se parecen clínicamente a la enfermedad de Hurler.

Se describen 4 formas clínicas (la tipo IV no presenta alteraciones óseas). La mucolipidosis tipo I (sialidosis) se debe a una deficiencia de la N-acetil neuraminidasa y se manifiesta con un fenotipo similar al Hurler, hepatoesplenomegalia, enfermedad cerebral neurodegenerativa y múltiples alteraciones esqueléticas: escoliosis toracolumbar, dislocación de caderas, adelgazamiento de los huesos tubulares e hipoplasia de odontoides.

La mucolipidosis tipo II (síndrome de Leroy) en la forma neonatal puede confundirse con hiperparatiroidismo o con osteomalacia, y se observa osteopenia, aposición perióstica, fracturas, cuerpos vertebrales ovoides y giba toracolumbar. Existe una forma de comienzo tardía en la que los pacientes presentan disostosis múltiple. La mucolipidosis tipo III (polidistrofia seudo Hurler) cursa con retraso mental, retardo del crecimiento y disostosis múltiple, con manifestaciones clínicas que simulan una MPS tipo I y II.

La gangliosidosis GM1 se debe a una deficiencia de ß-galactosidasa y cursa con visceromegalia, degeneración neurológica, disostosis múltiple con un aspecto similar al Hurler. Se describen 3 formas. La infantil provoca graves alteraciones neurológicas, ceguera, hepatoesplenomega.

MANIFESTACIONES REUMATOLÓGICAS DE LAS ENFERMEDADES POR DEPÓSITO LISOSÓMICO Y DIAGNÓSTICO DIFERENCIAL

Las manifestaciones reumatológicas son muy frecuentes en las enfermedades por acumulación lisosómica. La presencia de alguna de las manifestaciones que se describen en la tabla 3 debe hacer pensar al reumatólogo en la posibilidad de alguna de estas enfermedades. Sin duda, la presencia de otras manifestaciones sistémicas en el paciente puede ser la clave que oriente al diagnóstico.

En los pacientes con MPS con formas graves, comienzo temprano y expresión clínica completa, la sospecha del diagnóstico es fácil, especialmente por sus características físicas típicas.

Sin embargo, las formas leves y de comienzo tardío pueden ser muy difíciles de diagnosticar y hay que consultar a un reumatólogo, si se tiene en cuenta lo frecuentes que son las manifestaciones musculoesqueléticas en estos pacientes.

Los pacientes con formas moderadas (Hurler/Scheie) o atenuadas (Scheie) de MPS I, así como con formas leves de la MPS II (Hunter) y de MPS VI (Maroteaux-Lamy), pueden presentar únicamente un síndrome del túnel carpiano, alteraciones ortopédicas como displasia de cadera y contracturas articulares con dolor, con un aspecto físico normal y sin retraso mental.

En estos pacientes es posible que el diagnóstico inicial del reumatólogo sea de una enfermedad inflamatoria de mecanismo inmunitario, como una artritis idiopática juvenil o una artritis reumatoide.

No hay duda que una mano en garra, puede plantear muchas dudas en el diagnóstico.

cropped-mans-mps-e1390163353499.jpg

Sin embargo, la ausencia de artritis, la negatividad de parámetros de laboratorio propios de la artritis idiopática juvenil o de la artritis reumatoide y la presencia de alguna otra manifestación de la MPS (opacidad corneal, cardiopatía) pueden hacer pensar en una MPS.

PARA MAS INFORMACION

http://zl.elsevier.es/es/revista/seminarios-fundacion-espanola-reumatologia-274/manifestaciones-osteoarticulares-las-enfermedades-deposito-13109069-revisiones-2007

http://www.cofn.net/euyrtyeu

MUCOLIPIDOSIS

Las Mucolipidosis [no confundir con Mucopolisacaridosis] NINDS-Logo.svg

¿Qué son las mucolipidosis?
Las mucolipidosis son un grupo de enfermedades metabólicas heredadas que afectan la capacidad del cuerpo de llevar a cabo el movimiento normal de diversos materiales dentro de células. En las mucolipidosis, cantidades anormales de hidratos de carbono o materiales grasos (lípidos) se acumulan en las células. Debido a que nuestras células no son capaces de controlar cantidades tan grandes de estas sustancias, se produce daño en las células, causando síntomas que varían desde incapacidades leves de aprendizaje hasta gran retraso mental y deformidades esqueléticas. Los síntomas de mucolipidosis pueden ser congénitos (presentes en el nacimiento) o comenzar en la niñez temprana o la adolescencia. Los síntomas precoces pueden ser problemas de la visión y retrasos en el desarrollo. Con el tiempo, muchos niños con mucolipidosis desarrollan capacidades mentales deficientes, tienen dificultad para alcanzar hitos normales de desarrollo, y en muchos casos, finalmente mueren de la enfermedad.

¿Qué causa las mucolipidosis?
Las mucolipidosis se clasifican como enfermedades de almacenamiento de lisosomas porque implican un almacenamiento aumentado de sustancias en los lisosomas, que son componentes especializados parecidos a sacos dentro de la mayoría de las células. Los lisosomas juegan un papel crítico en la función metabólica de nuestros cuerpos. Uno de sus papeles principales es tomar sustancias como los hidratos de carbono y los lípidos y desintegrarlos en moléculas más pequeñas para que puedan volver a usarse en el proceso metabólico. Este proceso es posible porque los lisosomas contienen enzimas, que son proteínas que ayudan a la química del cuerpo a trabajar mejor y más rápido. Con el trabajo constante, las enzimas desintegran los hidratos de carbono y los lípidos y asisten en el traslado de sus subproductos en el resto de la célula para la producción de energía o la excreción.

Los pacientes con mucolipidosis nacen con un defecto genético en el cual sus cuerpos no producen suficientes enzimas o, en algunas instancias, producen formas ineficaces de enzimas. Sin enzimas funcionantes, las cuales son proteínas, los lisosomas no pueden desintegrar los hidratos de carbono y los lípidos y transportarlos a su destino normal. Las moléculas entonces se acumulan en las células de diversos tejidos del cuerpo, llevando a la hinchazón y el daño de órganos. En los pacientes con mucolipidosis, las moléculas se acumulan en los tejidos nerviosos, hepáticos y musculares al igual que en la médula ósea, y este almacenamiento anormal causa diversos síntomas asociados con las mucolipidosis. Por ejemplo, el almacenamiento excesivo de esas moléculas en los tejidos nerviosos puede causar retraso mental, la acumulación en los tejidos del bazo y el hígado puede causar mal funcionamiento de estos órganos vitales, y el almacenamiento excesivo en la médula ósea puede dañar a los huesos, llevando a deformidades esqueléticas.

La acumulación de hidratos de carbono y lípidos en el tejido no es el resultado de sólo una enzima deficiente. Los lisosomas contienen 40 o 50 enzimas diferentes, cada una es responsable de una función altamente especializada. Por ello, una deficiencia en una enzima en particular o proteína activadora causa síntomas que pueden ser algo diferentes de los síntomas causados por la deficiencia de otro tipo de enzima.

Hay cuatro tipos de mucolipidosis y cada una se clasifica de acuerdo con la(s) enzima(s) u otra proteína deficiente o mutada (alterada). Los síntomas pueden variar de leves a graves.

Las mucolipidosis son similares a otro grupo de enfermedades de almacenamiento de lisosomas conocido como mucopolisacaridosis. Aunque ambas enfermedades producen síntomas similares y están causados por la carencia de enzimas necesarias para desintegrar y transportar los hidratos de carbono y los lípidos, las mucopolisacaridosis producen un exceso de azúcares, conocidos como mucopolisacáridos, en la orina. Los mucopolisacáridos no se ven en la orina de los pacientes con mucolipidosis, por ello la evaluación de la orina puede ayudar a los médicos a distinguir entre los dos grupos de trastornos.

¿Cuáles son los distintos tipos de mucolipidosis?
Los cuatro tipos de mucolipidosis son las sialidosis (a veces llamada mucolipidosis I), y los tipos II, III y IV. La mucolipidosis tipo I o sialidosis se producen por una deficiencia en una de las enzimas digestivas conocida como sialidasa. El papel de la sialidasa es extraer una forma particular de ácido siálico (una molécula parecida al azúcar) de los complejos de azúcar y proteínas (llamados glucoproteínas), que permiten que las células funcionen adecuadamente. Debido a que la enzima es deficiente, pequeñas cadenas de material parecido al azúcar se acumulan en las neuronas, médula ósea, y diversas células que defienden al cuerpo contra infecciones.

Los síntomas de la mucolipidosis I están presentes en el nacimiento o se desarrollan en el primer año de vida. En muchos niños con mucolipidosis I, se nota desde el nacimiento la hinchazón excesiva de todo el cuerpo. Estos bebés a menudo nacen con características faciales grotescas, como un puente nasal plano, párpados hinchados, agrandamiento de las encías, y tamaño excesivo de la lengua (macroglosia). Muchos bebés con mucolipidosis I también nacen con malformaciones esqueléticas como dislocación de la cadera. Los bebés a menudo tienen contracciones musculares involuntarias súbitas (llamadas mioclono) y tienen manchas rojas en los ojos (llamadas máculas rojo-cereza). A menudo son incapaces de coordinar los movimientos voluntarios (llamado ataxia). También se producen temblores, visión alterada y convulsiones en los niños con mucolipidosis I. Las pruebas revelan un aumento anormal del hígado y el bazo e hinchazón abdominal extrema. Los bebés con mucolipidosis I generalmente carecen de tono muscular (hipotonía) y tienen retraso mental que es inicial o progresivamente grave. Muchos pacientes sufren de falla en el crecimiento y de infecciones respiratorias recurrentes. La mayoría de los bebés con mucolipidosis I muere antes del año de vida.

Los lisosomas son orgánulos ("órganos pequeños" dentro de una célula) que descomponen los otros organelos desgastados así como invasores tales como bacterias y virus, para que puedan ser reciclados y reutilizados por la célula. Estos contienen varias enzimas que permiten que esto ocurra.Las mutaciones en GNPTAG, GNPTG, y el resultado NAGPA en el mal funcionamiento de este sistema de eliminación de residuos, y causan enfermedades entre ellas las mucolipidosis.
Los lisosomas son orgánulos (“órganos pequeños” dentro de una célula) que descomponen los otros organelos desgastados así como invasores tales como bacterias y virus, para que puedan ser reciclados y reutilizados por la célula. Estos contienen varias enzimas que permiten que esto ocurra.
Las mutaciones en GNPTAG, GNPTG, y el resultado NAGPA en el mal funcionamiento de este sistema de eliminación de residuos, y causan enfermedades entre ellas las mucolipidosis.

Otras enfermedades que se producen de una deficiencia de la enzima sialidasa se categorizan dentro de un grupo más amplio llamado sialidosis. Debido a que la mucolipidosis I se clasifica como una sialidosis, a veces se la denomina sialidosis tipo II.

Una forma más rara de sialidosis – la sialidosis de tipo I – se produce en niños y adolescentes y a menudo se la denomina como forma juvenil del trastorno. Generalmente los niños comienzan a mostrar síntomas durante la segunda década de la vida, y a menudo el mioclono y las máculas rojo-cereza son los síntomas iniciales. Generalmente los pacientes tienen convulsiones y deterioro progresivo de las actividades mentales y musculares coordinadas.

Las mucolipidosis de tipo II y III se producen de una deficiencia de la enzima N-acetilglucosamina-1-fosfotransferasa. Al igual que el equipaje en el aeropuerto se rotula para dirigirlo al destino correcto, a menudo se “rotula” a las enzimas. En las mucolipidosis II y III, se supone que la encima deficiente rotula a otras enzimas (proteínas activadoras) para que puedan iniciar ciertos procesos metabólicos en la célula. Debido a que las proteínas activadoras no están debidamente rotuladas, escapan a espacios fuera de la célula y por ello no pueden hacer su trabajo habitual de desintegrar sustancias dentro de las células.

La mucolipidosis II también se denomina enfermedad de inclusión celular debido a que los productos de desecho, que deben incluir hidratos de carbono, lípidos y proteínas, se acumulan en masas conocidas como cuerpos de inclusión. Cuando se examinan los tejidos bajo un microscopio, a menudo la detección de los cuerpos de inclusión proporciona un diagnóstico de la enfermedad.

La mucolipidosis II es particularmente una forma grave de mucolipidosis que se parece a una de las mucopolisacaridosis llamada síndrome de Hurler. Algunos signos físicos, como el desarrollo esquelético anormal, características faciales grotescas, y movimiento articular restringido, pueden estar presentes en el nacimiento. Los niños con mucolipidosis II generalmente tienen agrandamiento de ciertos órganos, como el hígado y el bazo, y aún las válvulas cardíacas. A menudo los niños afectados no crecen ni se desarrollan en los primeros meses de vida. Los retrasos del desarrollo en sus aptitudes motoras generalmente son más pronunciados que los retrasos en sus aptitudes cognitivas (procesamiento mental). Los niños con mucolipidosis II finalmente desarrollan una opacidad en la córnea de sus ojos y, debido a la falta de crecimiento, desarrollan enanismo de tronco corto (tronco subdesarrollado). Estos jóvenes pacientes a menudo están plagados de infecciones recurrentes de las vías respiratorias, inclusive neumonía, otitis media (infecciones del oído medio), y bronquitis. Los niños con mucolipidosis II generalmente mueren antes de cumplir siete años de vida, a menudo como resultado de insuficiencia cardíaca congestiva o infecciones recurrentes de las vías respiratorias.

En contraste, los síntomas de la mucolipidosis III a menudo no se notan hasta que el niño tiene 3 a 5 años de edad. Una de las formas más leve de mucolipidosis, la III (a veces denominada polidistrofia de seudo-Hurler) también se produce por una deficiencia o defecto de la enzima N-acetilglucosamina-1-fosfotransferasa que es característica de las mucolipidosis II. Sin embargo, la mucolipidosis III produce síntomas menos graves y evoluciona más lentamente, probablemente debido a que la enzima deficiente retiene parte de su actividad, dando como resultado una acumulación menor de hidratos de carbono, lípidos y proteínas en los cuerpos de inclusión.

Los pacientes con mucolipidosis III generalmente tienen inteligencia normal o sólo tienen retraso mental leve. Generalmente estos pacientes tienen anormalidades esqueléticas, características faciales grotescas, estatura baja y opacidad corneal. Algunos individuos con mucolipidosis III sobreviven hasta la cuarta o quinta década de sus vidas.

La mucolipidosis tipo IV está causada por alteraciones perjudiciales de una proteína en la célula que se cree que está implicada en el movimiento de moléculas como el calcio a través de las membranas celulares. Muchas células en todo el cuerpo están llenas de gránulos. La mayoría de los pacientes con mucolipidosis IV tienen un retardo del desarrollo del movimiento y la coordinación, opacidad corneal y grave reducción de la visión. Generalmente los pacientes tienen una marcha inestable y no caminan independientemente. Los pacientes con mucolipidosis IV ocasionalmente han sido mal diagnosticados con parálisis cerebral. Generalmente el habla está gravemente afectada. Los pacientes con mucolipidosis IV tienen una drástica reducción de la secreción de ácido del estomago. Esta alteración produce un aumento de una proteína llamada gastrina en la sangre.

¿Cómo se heredan las mucolipidosis?
Las mucolipidosis se heredan de manera recesiva autosómica, o sea, sólo se producen cuando un niño hereda dos copias del gen defectuoso, uno de cada padre. Cuando ambos padres portan un gen defectuoso, cada uno de sus hijos enfrenta una probabilidad de uno en cuatro de contraer una de las mucolipidosis. Al mismo tiempo, cada niño también enfrenta una probabilidad de uno en dos de heredar solamente una copia del gen defectuoso. Las personas que tienen un solo gen defectuoso se conocen como portadoras. Estos individuos no contraen la enfermedad pero pueden trasmitir el gen defectuoso a sus propios hijos. Debido a que se conocen los genes defectuosos implicados en ciertas formas de mucolipidosis, en algunas instancias las pruebas pueden identificar a las personas portadoras.

¿Cómo se diagnostican las mucolipidosis?
El diagnóstico de las mucolipidosis se basa en los síntomas clínicos, una historia clínica completa y ciertos análisis de laboratorio. El diagnóstico de las mucolipidosis I, II, y III puede confirmarse por un análisis de sangre que mide la actividad enzimática de los glóbulos blancos del paciente. Los niveles de actividad que son menores que lo normal indican deficiencias enzimáticas específicas.

Otra forma de confirmar el diagnóstico es por medio de la biopsia de piel. Se toma una pequeña muestra de piel del paciente y se hace crecer en un cultivo celular. Luego se mide la actividad de una enzima particular en las células de la piel cultivada.

Se sospecha la existencia de mucolipidosis IV cuando se encuentra que células que se obtienen fácilmente por hisopado de la conjuntiva tienen numerosas inclusiones. Además, la medición del nivel de gastrina en la sangre, la cual está significativamente aumentada en los pacientes con mucolipidosis IV, ayuda a confirmar el diagnóstico.

Los científicos han identificado los genes responsables de los cuatro tipos de mucolipidosis. En el 2000, científicos en los laboratorios de NINDS y otras instituciones de investigación identificaron al gen responsable de la mucolipidosis IV. Este gen, MCOLN1, fabrica la proteína mucolipina-1. Debido a mutaciones en el gen, la mucolipina-1 no se encuentra o es disfuncional en las personas con mucolipidosis IV. Este importante hallazgo genético permite el diagnóstico preciso de pacientes al igual que el diagnóstico prenatal (antes del nacimiento) y la evaluación de portadores de la enfermedad.

El diagnóstico prenatal de la mucolipidosis se logra usando un procedimiento conocido como muestreo del vello coriónico. Generalmente se hace alrededor de la 8va o 10ma semana de embarazo e implica extraer y estudiar una muestra muy pequeña de la placenta. Para los tipos I, II y III de mucolipidosis, se cultivan y se examinan las células placentarias llamadas amniocitos para medir los niveles de actividad enzimática. En la mucolipidosis IV, no se necesita un cultivo. Se obtiene ADN directamente de los amniocitos y se analiza para encontrar mutaciones consistentes con mucolipidosis IV que se han producido en el ADN. Esta técnica se llama genotipificación.

Se dispone de pruebas genéticas para la mucolipidosis IV en laboratorios especializados. Los asesores genéticos pueden ayudar a explicar cómo se heredan las mucolipidosis y el efecto de esas enfermedades en los pacientes y sus familias. Los asesores también pueden ayudar a los adultos que pudieran tener un gen defectuoso a decidir si desean o no tener hijos. El asesoramiento psicológico y los grupos de apoyo para personas con enfermedades genéticas también pueden ayudar a los pacientes y sus familias a enfrentar a la mucolipidosis.

¿Existe algún tratamiento?
No existe actualmente una cura para la mucolipidosis. Generalmente las terapias están dirigidas hacia el tratamiento de los síntomas y la provisión de atención de apoyo para el niño. En los individuos con opacidad corneal, la cirugía para extirpar la capa fina sobre el ojo ha demostrado reducir su opacidad. Sin embargo, esta mejoría es solo temporaria. La fisioterapia y la terapia ocupacional pueden ayudar a los niños con retrasos motores. Los niños con retraso del lenguaje pueden beneficiarse con la terapia del lenguaje.

Debe tenerse cuidado de mantener la salud general de los pacientes con mucolipidosis. Por ejemplo, los niños en riesgo de falla del crecimiento pueden necesitar complementos nutricionales, especialmente hierro y vitamina B12 para los pacientes con mucolipidosis IV. Las infecciones respiratorias deben tratarse inmediata y completamente con antibióticos.

¿Qué investigación se está haciendo?
El Instituto Nacional de Trastornos Neurológicos y Accidentes Cerebrovasculares (NINDS), un componente de los Institutos Nacionales de Salud (NIH), es la agencia federal con responsabilidad principal por la realización y el patrocinio de la investigación sobre los trastornos del cerebro y del sistema nervioso, incluida la mucolipidosis.

El descubrimiento de los genes de la mucolipidosis está permitiendo a los investigadores de los NINDS estudiar la función de los genes y facilitará los estudios sobre medicamentos que pueden llevar a tratamientos eficaces. Además, los investigadores en las instituciones subvencionadas están realizando estudios en un modelo animal, Caenorhabditis elegans, que se usa frecuentemente para determinar los efectos de mutaciones genéticas. Otros subvencionados están usando el modelo de la mosca de la fruta, Drosophila, para estudiar una mutación en el gen de la mucolipidosis IV. Uno de los equipos de investigación involucrado en el descubrimiento del gen de la mucolipidosis IV está realizando más estudios genéticos para explorar las funciones normales y anormales del gen de la mucolipidosis IV.

Por medio de éstos y otros esfuerzos de investigación, los científicos están optimistas de que un día encontrarán tratamientos o estrategias de prevención para las mucolipidosis.

Toda la información preparada por el NINDS es de dominio público y se puede reproducir libremente. Se agradece que se le dé el crédito correspondiente al NINDS o a los NIH.

http://www.ninds.nih.gov/disorders/mucolipidoses/mucolipidoses.htm

http://espanol.ninds.nih.gov/trastornos/mucolipidoses.htm

 

Mountain to Mountain: Una historia de supervivencia, segunda oportunidad y esperanza.

Era la tarde del 20 de diciembre de 1995 y Mercedes Ramírez, junto con su madre y su padre estaban de camino a Cali, Colombia. Fue 21 º cumpleaños de Mercedes, y la familia de tres personas estaba encantada de poder celebrar la Navidad con su familia en Colombia por primera vez en 30 años.

Estaban en el tramo final de su viaje y a sólo 12 minutos del aterrizaje cuando el piloto, sin previo aviso, tiró de la nariz del avión hacia arriba en el aire. En el momento en que se detectó el error, el avión estaba en un valle en  curso de colisión con un pie de montaña .El  pánico inmediato llenó el avión, los  padres abrazaron a sus hijos llorando, hombres adultos comenzaron a gritar, a sólo una fila delante de ella, la madre de Mercedes comenzó a orar.

A medida que la cabina se sacudió violentamente, Mercedes tomó la mano de su padre y se centró en la voz firme de su madre mientras rezaba, hasta que un sonido retumbante voz alta brotó de la parte trasera del avión. Esos serían los últimos momentos Mercedes iba a compartir con sus queridos padres.

Dussán Gonzalo Monroy, Dussán Michelle, Mauricio Reyes y Ramírez Mercedes fueron los únicos supervivientes de American Airlines Vuelo 965. Ah, y un pequeño perro marrón que más tarde sería el apropiado nombre de “Miracle”.

Entre los muertos cuando el Boeing 757 se estrelló contra la montaña en Buga, Colombia, había 160 hombres, mujeres y niños incluidos todos los miembros de la tripulación ocho. Más tarde se determinó que la causa de este terrible accidente se debió a una serie de errores de navegación por parte de la tripulación de vuelo. En ese momento, fue el primer accidente EE.UU. Boeing 757 y que dio lugar a la mayor cantidad de muertes de cualquier accidente en Colombia.

Horas después del accidente, Mercedes recuerda despertarse por en medio del pasillo y escuchar fuera de una voz de hombre. El fémur de su pierna derecha se quebró por la mitad, con la mitad inferior de su pierna metida detrás de ella. Ella dijo que no podía creer lo que veía: era literalmente increíble. Ella había sufrido lesiones en la médula espinal, las costillas rotas y graves lesiones internas del cinturón de seguridad. Milagrosamente, no sentía dolor, todo fue como un sueño. Después de llamar pidiendo ayuda, Mauricio Reyes, quien tenía 19 años en ese entonces, la sacó de los escombros. Mercedes se sentaban acurrucados junto a Mauricio durante 18 horas largas y arduas en el lado de la montaña en los Andes esperando otro milagro … para ser encontrado por búsqueda y rescate.

Para evitar que se centra en toda la muerte y devastación a su alrededor, ella pasó las 18 horas pensando en sus hermanas hermandad: “Yo no podía dejar de pensar en mi familia, porque pensar en ellos me habrían traído de nuevo a la montaña. Cuanto más pensaba en mis amigos, más triste me crié porque pensé lo injusto que sería que nunca será capaz de ver de nuevo a esa gente y hacerles saber lo mucho que se preocupaba por ellos. Así que puse mis manos y comencé a orar. Le rogué a Dios que si él me dio una segunda oportunidad en la vida, te prometo que haga la cuenta. Y yo seguí orando y pidiéndole una yotra vez. ”

Dios escuchó sus oraciones.

Cuando rescatado, Mercedes fue trasladado de urgencia a un hospital colombiano, donde le dieron una mera casualidad el 20-30% de supervivencia.Acostado en la cama humilde, hospital blanco, estaba convencida de que esta pesadilla sería el mayor reto que jamás se enfrentaría. Pero este accidente fue sólo la primera de las dos altas montañas que se enfrentan.

Después de tres meses en la UCI y meses de terapia física, Mercedes volvió a Northwest Missouri State University para completar su licenciatura en negocios internacionales. Después de graduarse, pasó casi una década en el alto nivel de ventas en la industria de software de farmacéuticos y médicos. Ella se convirtió en un récord, productor multimillonario y el ejecutivo más joven latina cuenta femenina y única en Cerner Corporation.

Ella iba a vivir su segunda oportunidad.

“Yo sabía desde el primer momento que la vi que ella era la persona que iba a pasar el resto de mi vida.” Esas son las palabras de un hombre enamorado … palabras de un hombre comprometido con caminar por el infierno y alta agua con la mujer que amaba. Chris Johnson había sido sólo un mes saliendo con Mercedes cuando el avión se estrelló. Ella recuerda vívidamente le decía que podía tomar el “camino fácil”, que podía manejar esto por su cuenta. Poco sabía que Chris era realmente en él para el largo recorrido.Los dos se casaron tres años después del accidente.

Después de seis años de matrimonio, los dos tuvieron a su primer juego de dos niños gemelos, Ben y Alex, ahora 8 años de edad. Cuatro años después de eso, ella y Chris fueron bendecidos con su segundo juego de dos niños gemelos, Dorian y Wynn, ahora 3 años. No fue sino hasta el sonograma final justo una semana antes de su fecha de vencimiento, que los médicos notaron que los huesos de Dorian y de Wynn eran cortas y parecía estar roto en el útero. Aunque los médicos y especialistas que algo andaba mal, le tomaría seis semanas después de su entrega a precisar el diagnóstico: un trastorno que limita la vida de almacenamiento lisosomal llamado Mucolipidosis II (ML II).

Mercedes y Chris se les dio la noticia insoportable que sus preciosos hijos tendrían una vida útil de tres a siete años.

ML II es una enfermedad terminal muy raro que prohíbe el cuerpo del reciclado de las toxinas.

Algunos signos físicos pueden incluir el desarrollo esquelético anormal, rasgos faciales toscos, y el movimiento articular restringido. Los niños con ML II suelen tener la ampliación de determinados órganos y con frecuencia plagados de infecciones recurrentes del tracto respiratorio como neumonía, otitis media (infección del oído medio), bronquitis, y el síndrome del túnel carpiano. Como Mercedes dice, “Son niños que son siempre bebés”.

Esta segunda montaña parecía el final de ella. Si bien admite que Mercedes empezó a pensar que estaba maldita, que era su esposo Chris, fuerte y estable, que le dijo que sus hijos les enseñaría una lección invalorable sobre lo que era verdaderamente importante en la vida. Mercedes dice que se trata de recordar siempre que Dorian y Wynn “están aquí en una misión especial de Dios”.

Chris y Mercedes no se centran en lo que los chicos no pueden hacer o las cosas que nunca tendrán laoportunidad de hacerlo. En cambio, ellos se regocijan en cada uno de los momentos preciosos de la vida … Ellos celebran todas las pequeñas cosas que pueden hacer.

Dorian, conocido también como “un hombre un espectáculo de Broadway” canta todo. Él es un bebé feliz.Me han dicho que cree que la vida es sólo un musical grande. Wynny (como cariñosamente lo llama Mercedes) es el “virus del amor” de la familia. Es el sueño de toda madre: a Snuggler!

Cuando le pregunté a Mercedes que parecía montaña más difícil de enfrentar, sus pensamientos volvieron a la caída de la. “Se trata de decirle a la gente todos los días ‘Te amo’.Nunca se sabe qué día será el último. Si yo no hubiera pasado por el accidente aéreo que probablemente no habría sido lo suficientemente fuerte para pasar por lo que estamos pasando hoy.

Fue un regalo que me hizo a prueba de balas por lo que estoy pasando ahora “.

Chris, Mercedes y sus cuatro hijos residen en Dallas, Texas. Mercedes absorbe las tareas y los tesoros de la vida familiar: tener a los chicos mayores de practicar, disfrutar de un almuerzo con su marido o acurrucarse con Dorian y Wynn … Cuando no está en casa, se pone su sombrero como un orador profesional, huyendo de de ciudad a ciudad compartiendo su historia para entrenar y educar a las empresas sobre la importancia de la seguridad del lugar de trabajo. Ella utiliza el ejemplo del accidente aéreo y las tripulaciones errores costosos para educar a los empleados sobre la importancia de “hacer su parte”.

Espera, ¿Entendió eso? Ella vuela todo el país para ayudar a otros a salvar vidas!

Mercedes no es una mujer despechada, y es sin duda más que un sobreviviente. Ella no es amargo, ella está mejor. Ella es una fuerza a tener en cuenta. Su búsqueda para ayudar a los demás, a pesar de sus enormes tragedias, hacen de ella una mujer apartada. Ella es una mujer, mamá y Superwoman en el verdadero sentido de las palabras. No son las placas de metal, varillas y tornillos restantes en su cuerpo que le recuerdan sus experiencias, ni es las noches de insomnio pasó derramando sus oraciones y lágrimas con la esperanza de curación para sus bebés preciosos. Más bien, es la pasión ardiente en su corazón por un futuro mejor y que su experiencia le dio el regalo de una segunda oportunidad.

Le pregunté a Mercedes lo que le diría a alguien que lea esto que está luchando con su propia tragedia.”Todos tenemos nuestras montañas. Si lo que estás pasando todavía tiene el poder de convertir su vida al revés, es en serio. Todos tenemos que comprender todo el que camina en esta tierra está pasando por sus batallas, o ha sobrevivido uno. Todos somos lo suficientemente fuertes como para sacar esa fuerza interior de nosotros. Permítete salir de ella como un conquistador “.

Mercedes superó el terror en esa ladera de la montaña fría, Andes hace 17 años. Mercedes es lasuperación de la montaña agridulce de diagnóstico a sus bebés en la actualidad. La fuerza interior que nos anima a encontrar es que ella sabe muy bien.

Os dejo con estas últimas palabras profundas de Mercedes sí misma:

“Yo voy tras mis sueños con pasión, no sólo para mí y mi familia, sino para todos aquellos sueños que se vieron truncados cuando el avión cayó al suelo. Todas las mañanas se le ha dado una nueva segunda oportunidad en la vida.¿Qué vas a hacer con su segunda oportunidad de nuevo hoy? “

un-trastorno-de-almacenamiento-lisosomal-que-limita-la-vida–llamado-mucolipidosis-ii

MORE ABOUT SPECIFIC LYSOSOMAL DISEASES…

Algunos de los muchos trastornos de almacenamiento lisosomal.

Lisosomales

Enfermedades de almacenamiento lisosomal [LSDs] son un grupo de más de 40 trastornos que resultan de mutaciones en los genes que codifican las enzimas lisosomales o proteínas que interactúan. Estas mutaciones genéticas luego dar lugar a dismetabolismo enzima como consecuencia de la inactivación o disminución de la función. La actividad enzimática alterada conduce a una acumulación progresiva de sustancias no degradadas en los lisosomas de la célula. Este almacenamiento se cree que poner en peligro la función celular y conducen a la muerte celular eventual. Las características clínicas de los pacientes se puede atribuir a este almacenamiento, la velocidad y extensión de la deposición y la disfunción celular resultante. Los síntomas clínicos afectar a muchos órganos y son muy variables.

El espectro clínico de estos trastornos es amplio, incluyendo las variaciones en la edad de inicio, severidad de los síntomas, órganos y sistemas involucrados con efectos variables sobre todo del sistema nervioso central.Muchos de los trastornos lisosomales tienen fenotipos que han sido reconocidos como infantil, juvenil y adulto. En general, la expresión fenotípica depende de órganos específicos de umbral y expresión enzimática residual.El umbral puede variar en diferentes tejidos, ya que se ve afectado por el flujo de sustrato, renovación de las células y las demandas metabólicas.

Aunque la actividad enzimática residual puede variar hay poca correlación genotipo-fenotipo que ha sido reconocido. Muchos de los trastornos lisosomales tienen rasgos característicos o punzón pero las presentaciones atípicas son comunes y el diagnóstico debe establecerse con ensayo bioquímico específico o por análisis mutacional del ADN.

El diagnóstico bioquímico se puede realizar en una variedad de tejidos incluyendo el plasma sanguíneo, wbc], orina y / o fibroblastos de la piel. Por sólo unos pocos trastornos raros no hay pruebas disponibles de laboratorio clínico. El diagnóstico prenatal de la mayoría de los trastornos lisosomales se puede hacer mediante ensayos enzimáticos, molecular o de amniocitos EM / muestras de vellosidades coriónicas.

Paneles de detección para recién nacidos se están ampliando para incluir muchas de las enfermedades lisosomales como las tecnologías de alta sensibilidad, capaz de analizar pequeñas cantidades de muestra, se han desarrollado. El asesoramiento genético es esencial para ayudar a los pacientes y sus familias con una comprensión de la genética de la herencia modo, el análisis de riesgo genético, la educación y la enfermedad de orientación de apoyo.

El tratamiento médico de estos trastornos a menudo requiere la coordinación de muchas especialidades médicas. Aunque no existe una investigación activa en posibles terapias dirigidas a ameliorization del defecto primario en estos trastornos, el tratamiento suele ser sintomático. En un número creciente de los trastornos lisosomales, sin embargo, los recientes avances y continua en trasplante de médula ósea, la terapia de reemplazo de enzimas, la inhibición de sustrato y terapias de moléculas pequeñas han comenzado a alterar el tratamiento y la historia natural de estos trastornos. Interés intensa investigación y esfuerzos se han dirigido a la terapia génica y / o terapias con células madre.

Trastornos de almacenamiento lisosomal se clasifican de acuerdo con el tipo de sustrato que se almacena en el lisosoma y la función lisosomal que se ve afectado.

La clasificación puede hacerse en los principales grupos :

Mucopolisacaridosis

  • MPS I – Hurler-Scheie
  • MPS II – Enfermedad de Hunter
  • MPS III – Enfermedad de Sanfilippo
  • MPS IV – Síndrome de Morquio
  • MPS VI – Síndrome de Maroteaux-Lamy
  • MPS VII – Síndrome de Sly

Esfingolípidos

  • Gangliosidosis GM1
  • Tay-Sachs
  • Sandhoff
  • La enfermedad de Fabry
  • La enfermedad de Gaucher
  • Faber enfermedad
  • Leucodistrofia metacromática
  • Enfermedad de Krabbe
  • Niemann-Pick, tipo A o B

El glucógeno

  • Pompe

Oligosaccharidoses

  • Fucosidosis
  • Manosidosis
  • Sialidosis tipo I
  • Aspartylglucosaminuria
  • Schindler enfermedad

Transporte de colesterol

  • Ceroidolipofuscinosis Neuronal
  • Niemann-Pick – Tipo C
  • Enfermedad de Wolman

Mucolipidosis

  • Mucolipidosis – Sialidosis
  • Mucolipidosis II
  • Mucolipidosis III – Pseudo-Hurler Polydystrophy
  • Mucolipidosis IV
  • Deficiencia de sulfatasa múltiple
  • Galactosialidosis

Otro

  • La cistinosis
  • Salla enfermedad

Biólogos encuentran un potencial fármaco que acelera el reciclaje de las células

Biólogos encuentran un potencial fármaco que acelera el reciclaje de las células.

Un biólogo celular de la Universidad de Michigan y sus colegas han identificado un posible fármaco que acelera la recolección de basura del centro de reciclaje de la célula, el lisosoma.

Esta imagen microscópica muestra muchos lisosomas inflamados dentro de una célula de piel de ratón. Los lisosomas son centros de reciclaje de la célula.

Xiang Wang y Xu Haoxing de la Universidad de Michigan

El hallazgo sugiere una nueva forma de tratar raros trastornos metabólicos hereditarios como la enfermedad de Niemann-Pick y mucolipidosis tipo IV, así como las enfermedades neurodegenerativas más comunes como el Alzheimer y el Parkinson, dijo Haoxing Xu, quien dirigió un equipo de la UM que publicó sus resultados en la revista multidisciplinar Nature Communications.

“Las implicaciones son de largo alcance”, dijo el profesor Xu,

“Hemos introducido un nuevo concepto-un fármaco potencial para aumentar la eliminación de desechos de las células-que podrían tener un gran impacto en la medicina.”

Xu advirtió, sin embargo, que los estudios se encuentran en la inicial, básica-fase de investigación. Cualquier medicamento que pueda resultar de la investigación está a años de distancia.

En las células, como en las ciudades, el residuo y reciclaje que puede ser reutilizado es un servicio esencial. En la ciudad y en la celula, los problemas de salud pueden surgir cuando el proceso se rompe.

Dentro de los trillones de células que componen el cuerpo humano, el trabajo de cortar y enviar desgastado componentes celulares corresponde a los lisosomas. Los lisosomas, hay varios cientos de ellos en cada célula de usar una variedad de enzimas digestivas para desmontar utiliza-las proteínas, materias grasas llamadas lípidos, y los trozos desechados de la membrana celular, entre otras cosas.

Una vez que estos materiales se reducen a bloques de construcción básicos biológicos, la carga se envía fuera del  para ser vuelto a montar en otro lugar a nuevos componentes celulares.

El flujo constante de los materiales a través y fuera de la trata lisosoma, vesicular llamada, es esencial para la salud de la célula y el organismo entero. Si el tráfico lento o se detiene, el resultado es una especie de estreñimiento lisosomal que pueden causar o contribuir a una variedad de enfermedades, incluyendo un grupo de heredaron  conocidas como enfermedades de almacenamiento de lípidos.Niemann-Pick es uno de ellos.

En estudios anteriores, Xu y sus colegas demostraron que el buen funcionamiento de los lisosomas depende, en parte, en el flujo oportuno de los iones de calcio a través de diminutos poros, como puertas de entrada en superficie de la membrana del lisosoma llamó a  .

Si los canales de calcio se bloquean, el tráfico en todo el lisosoma se rompe y las cargas de carga se acumulan a niveles insalubres, hinchazón de los lisosomas a varias veces su tamaño normal.

Xu y sus colegas previamente determinado que una proteína llamada TRPML1serves como el canal de calcio en los lisosomas y que un lípido conocido como PI (3,5) P2 se abre y cierra las puertas del canal. Mutaciones humanas en el gen responsable de hacer TRPML1 causa una reducción del 50 por ciento a 90 en la actividad del canal de calcio.

En su último trabajo, con la ayuda de un método de imagen nuevo que se usa para estudiar la liberación de iones calcio en el lisosoma, Xu y sus colegas muestran que TRPML1 mediada por la liberación de calcio se reduce drásticamente en el de Niemann-Pick y células de la enfermedad tipo mucolipidosis IV .

Más importante aún, se identifican una molécula pequeña sintética, ML-SA1, que imita los lípidos PI (3,5) P2 y pueden activar los canales de calcio de los lisosomas, la apertura de las puertas y restaurar el flujo de salida de los iones de calcio.

Cuando ML-SA1 se introdujo en células de ratón y humano de Niemann-Pick tipo C las células donadas por los pacientes, el aumento del flujo a través de los canales de calcio de los lisosomas fue suficiente para acelerar el tráfico y reducir el almacenamiento de lisosomas.

Xu y sus colegas creen que podría ser posible usar ML-SA1 como una droga para activar los canales de calcio y lisosoma restaurar la función normal de lisosomas en las enfermedades de almacenamiento de lípidos como la enfermedad de Niemann-Pick. El mismo enfoque podría utilizarse para tratar la enfermedad de Alzheimer y el Parkinson, las enfermedades neurodegenerativas que implican defectos lisosoma tráfico.

Estos estudios también podrían aportar explicaciones sobre el proceso de envejecimiento, que implica la disminución muy lenta en la capacidad de los lisosomas de los que cortar y reciclar las piezas gastadas y celulares.

“La idea es que para las enfermedades de almacenamiento de lisosomas, y el envejecimiento, todos están causadas o agravadas por el tráfico muy reducido o lento en el centro de reciclaje de las células “, dijo Xu.

El siguiente paso? Los investigadores esperan que la administración de ML-SA1 de Niemann-Pick y los ratones de tipo mucolipidosis IV para determinar si la molécula alivia los síntomas.

En la enfermedad de Niemann-Pick, cantidades perjudiciales de los lípidos se acumulan en el bazo, el hígado, pulmones, médula ósea y el cerebro. La enfermedad tiene cuatro tipos relacionados. Tipo A, la más grave, se produce en la primera infancia y se caracteriza por un agrandamiento del hígado y del bazo, inflamación de los ganglios linfáticos y el daño cerebral profunda a la edad de 6 meses. Los niños con este tipo rara vez viven más allá de 18 meses. Actualmente no existe cura para la enfermedad de Niemann-Pick.

En estudios anteriores, Xu y sus colegas demostraron que el buen funcionamiento de los lisosomas depende, en parte, en el flujo oportuno de los iones de calcio a través de diminutos poros, como puertas de entrada en superficie de la membrana del lisosoma llamó a los canales de calcio .
Si los canales de calcio se bloquean, el tráfico en todo el lisosoma se rompe y las cargas de carga se acumulan a niveles insalubres, hinchazón de los lisosomas a varias veces su tamaño normal.


Xu y sus colegas previamente determinado que una proteína llamada TRPML1serves como el canal de calcio en los lisosomas y que un lípido conocido como PI (3,5) P2 se abre y cierra las puertas del canal. Mutaciones humanas en el gen responsable de hacer TRPML1 causa una reducción del 50 por ciento a 90 en la actividad del canal de calcio.
En su último trabajo, con la ayuda de un método de imagen nuevo que se usa para estudiar la liberación de iones calcio en el lisosoma, Xu y sus colegas muestran que TRPML1 mediada por la liberación de calcio se reduce drásticamente en el de Niemann-Pick y células de tipo mucolipidosis IV de la enfermedad.
Más importante aún, se identifican una molécula pequeña sintética, ML-SA1, que imita los lípidos PI (3,5) P2 y pueden activar los canales de calcio de los lisosomas, la apertura de las puertas y restaurar el flujo de salida de los iones de calcio.
Cuando ML-SA1 se introdujo en células de ratón y humano de Niemann-Pick tipo C las células donadas por los pacientes, el aumento del flujo a través de los canales de calcio de los lisosomas fue suficiente para acelerar el tráfico y reducir el almacenamiento de lisosomas.
Xu y sus colegas creen que podría ser posible usar ML-SA1 como una droga para activar los canales de calcio y lisosoma restaurar la función normal de lisosomas en las enfermedades de almacenamiento de lípidos como la enfermedad de Niemann-Pick. El mismo enfoque podría utilizarse para tratar la enfermedad de Alzheimer y el Parkinson, las enfermedades neurodegenerativas que implican defectos lisosoma tráfico.
Estos estudios también podrían aportar explicaciones sobre el proceso de envejecimiento, que implica la disminución muy lenta en la capacidad de los lisosomas de los que cortar y reciclar las piezas gastadas y celulares.
“La idea es que para las enfermedades de almacenamiento de lisosomas,las enfermedades neurodegenerativas y el envejecimiento, todos están causadas o agravadas por el tráfico muy reducido o lento en el centro de reciclaje de las células “, dijo Xu.
El siguiente paso? Los investigadores esperan que la administración de ML-SA1 de Niemann-Pick y los ratones de tipo mucolipidosis IV para determinar si la molécula alivia los síntomas.
En la enfermedad de Niemann-Pick, cantidades perjudiciales de los lípidos se acumulan en el bazo, el hígado, pulmones, médula ósea y el cerebro. La enfermedad tiene cuatro tipos relacionados. Tipo A, la más grave, se produce en la primera infancia y se caracteriza por un agrandamiento del hígado y del bazo, inflamación de los ganglios linfáticos y el daño cerebral profunda a la edad de 6 meses. Los niños con este tipo rara vez viven más allá de 18 meses. Actualmente no existe cura para la enfermedad de Niemann-Pick.

El trabajo fue apoyado por becas de los Institutos Nacionales de Salud y la Fundación ML4

Articulo proporcionado por la Universidad de Michigan

http://ns.umich.edu/new/releases/20268-u-m-biologists-find-potential-drug-that-speeds-cellular-recycling

http://medicalxpress.com/news/2012-03-biologists-potential-drug-cellular-recycling.html